Rutina de belleza de invierno: Cuida tu piel

El viento de invierno y el clima frío nos suelen dejar la piel seca y áspera, en esta época del año, cambiaremos nuestra rutina de belleza de invierno que nos durará durante los meses fríos. La piel es nuestra barrera, sin embargo, la exposición al clima frío, viento y luz intensa pueden dañar y secar mucho nuestra piel. Sobretodo en esta época del año, la piel seca es una afección bastante común.

La dieta, el daño de los rayos UV, la genética, el envejecimiento, los niveles de estrés, los desequilibrios hormonales y la salud en general influyen en la integridad, la fuerza y la hidratación de nuestra piel. Y, por supuesto, con el paso de las estaciones y la bajada de las temperaturas, también bajan nuestros niveles de humedad.

Con estos 5 remedios para la piel seca, podrás fortalecer tu piel y renovar la hidratación de tu piel de forma natural que podrás incorporar a tu rutina de belleza de invierno.

1. Rutina de belleza de invierno para piel seca: aceites y contornos de ojos

Con la sequedad característica del invierno puede que encuentres que tus cremas diarias no te hidratan tanto cómo durante el resto del año, o que te has de aplicar más cremas durante el día. Si es así, te recomendamos que pases a una hidratación a base de aceites. Los aceites son más grasos y durarán más en tu piel, manteniéndola hidratada durante más tiempo. Para desmaquillarte también puedes usar una mezcla de espuma + aceite de albaricoque o coco, o simplemente usar los aceites. Acabar el día limpiando tu rostro con aceites ayudará a mantener el pH de tu piel equilibrado, limpia y debidamente hidratada.

Añade contornos de ojos para ayudar con la transición y proteger esta zona tan delicada.

¡Tampoco te olvides de tus labios!

2. Sigue usando Protección Solar

El hecho de que sea invierno no significa que debas guardar tu crema solar. Si bien hay menos UVB en invierno, los niveles de UVA (o envejecimiento UV como se conoce en el mundo de la dermatología) siguen siendo lo suficientemente significativos como para envejecer nuestra piel. Acuérdate de proteger tanto la cara, ¡como los labios! Si éstos últimos los notas resecos, dales un toque de protector o labial hidratante adicional para super hidratarlos!

3. Bebe mucha agua

La hidratación debe empezar desde dentro. Nuestra rutina de belleza de invierno debe incluir 1’5-2L de agua diarios. Si quieres asegurarte de que mantienes tu cuerpo bien hidratado, bebe regularmente durante todo el día. Puedes hacerte tés, infusiones o caldos para alternar.

4. Reserva un tratamiento facial

rutina de belleza de invierno

La piel en invierno se vuelve muy sensible y débil, por lo que recomendamos realizar un tratamiento facial profesional cada tres o cuatro semanas. Ese es el tiempo que tu piel tardará en regenerar las células de la piel. Es también aconsejable una exfoliación adicional o tratamiento exfoliante para eliminar la piel muerta y permitir una mejor absorción del cuidado tópico activo de la piel, sin embargo reduciremos la frecuencia de este tratamiento durante el periodo invernal. Los tratamientos faciales regulares ayudarán a mantener una piel limpia, clara e hidratada. Nosotras te recomendamos el Tratamiento Facial Regenerante Collagen Booster (70€). Este tratamiento regenera los niveles de colágeno con un complejo peptídico que estimula la síntesis de los diversos colágenos responsables de la estructura de la piel. También tiene una gran cantidad de Vitamina C, que ayuda a mantener la piel más joven gracias a su actividad anti-oxidante (previene contra el foto-envejecimiento de la piel) y actúa potenciando los resultados estructurales de los péptidos. El resultado: una piel más joven, firme, flexible y luminosa.

Reserva tu cita ahora, y asegúrate de tener tu sesión de hidratación:

Reserva haciendo click aquí

5. Duerme tus horas

Dormir 7-9 horas ayuda a la piel a restaurar su equilibrio de hidratación natural. Dormir estimula la producción de colágeno y combate la inflamación de la piel.

¿Quieres un consejo extra? Invierte en un humidificador
Durante la noche, o el día, el calor seco de los radiadores absorbe la hidratación de tu epidermis. Añade un humidificador en la habitación y restaurará la humedad del aire, y de tu piel. Nosotras además añadimos esencias en el agua para crear sinergias poderosas para tu bienestar.

¿Cómo sobrevive tu piel al intenso frío? ¿Has hecho algún cambio en tu rutina de cuidado de la piel que quieras compartir?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *